miércoles, 27 de enero 2016

Enero 2016

Tras 8 años de crisis, 7 de cada 10 andaluces consideran que la UE beneficia a las regiones ricas

Para los andaluces las políticas desarrolladas por la UE y el Gobierno central –puntuadas con 7,24 y 7,67 en una escala de 0 a 10- son de derecha, mientras que las de la Junta de Andalucía, con un 5,05, se sitúan en el centro ideológico

Más de la mitad de población andaluza considera que la pertenencia de España a la Unión Europea ha sido positiva en términos generales tanto para España como para Andalucía. Entre otras cuestiones, un 46% de los andaluces considera que pertenecer a la UE ha supuesto una ayuda para hacer frente a la crisis económica y financiera – sólo tres de cada diez muestran una opinión contraria – sin embargo, la población andaluza desconfía de la labor desempeñada por las instituciones europeas, considera que no tienen en cuenta los intereses de Andalucía y que sus políticas benefician a las comunidades más ricas y no contribuyen a disminuir las desigualdades entre regiones. Además, para la población andaluza las políticas desarrolladas por la Unión Europea y el Gobierno central son consideradas de derecha, con 7,24 y 7,67 puntos respectivamente (medidas de 0 a10), mientras que las de la Junta de Andalucía, puntuadas con un 5,05, se sitúan en el centro ideológico.

Son los datos de la nueva  oleada de la Encuesta de la Realidad Social de Andalucía (ERSA) del Centro de Estudios Andaluces, realizada con motivo del 30 aniversario de la integración de España en la Unión Europea, el 1 de enero de 1986. En este estudio de opinión, realizado en noviembre de 2015 a una muestra de más de 1.000 personas mayores de 16 años residentes en Andalucía, se ha consultado a los andaluces sobre su conocimiento acerca de la composición y funcionamiento de la UE; su percepción, a modo de balance, acerca de las consecuencias de la integración para España y Andalucía; y sobre cuestiones específicas relacionadas con las políticas desarrolladas por la Unión y cómo nos han afectado respecto a la crisis económica y financiera.

30 años de pertenencia a la UE

El 55% de la población andaluza considera que la pertenencia a la Unión Europea ha beneficiado a Andalucía y un porcentaje similar piensa que también a España, mientras que en torno a un 26% opina que más bien ha perjudicado en ambos casos. Tanto para el caso andaluz como español, quienes tienen una visión más positiva de la pertenencia a la Unión Europea son los jóvenes de entre 16-34 años, quienes tienen estudios superiores, altos ingresos y se posicionan ideológicamente en la derecha.

Existe un nivel de conocimiento medio-bajo sobre determinados aspectos de la UE. Sólo uno de cada tres andaluces conoce el número de Estados que integran la Unión Europa y que Suiza no es un Estado miembro. Sin embargo, el 78% de los ciudadanos consultados conoce que los miembros del Parlamento Europeo son elegidos directamente por los ciudadanos de cada país. Los hombres están mejor informados que las mujeres, así como los jóvenes respecto a los mayores de 55 años. El nivel de conocimiento es mayor también entre quienes tienen estudios superiores, mayores ingresos y se declaran de centro o de izquierda.

La mayoría de los entrevistados asegura igualmente no entender cómo funciona la Unión Europea y desconfía de la labor desempeñada por sus instituciones y políticos. Seis de cada diez consideran que no se preocupan por los ciudadanos, mientras que sólo uno de cada cuatro cree que los ciudadanos corrientes puedan influir en la toma de  decisiones en este nivel de gobierno. Pese a ello, más del 50% opina que votar en las elecciones permite a los ciudadanos influir en las políticas que se adoptan desde la UE. 

Esta percepción de lejanía y desconfianza respecto a las instituciones europeas es prácticamente generalizada en función del sexo, la edad, el nivel de ingresos, la situación laboral o la escala ideológica de la población entrevistada. Tal es así que, en opinión de los andaluces, la Unión Europea es el nivel de gobierno que menos les influye en su vida cotidiana. 

Política y políticas de la Unión Europea

Para siete de cada diez andaluces los Estados miembros son los actores que mayor influencia ejercen en la toma de decisiones de la Unión Europea, por delante de actores privados tales como grupos empresariales y financieros, así como partidos políticos o regiones. Sin embargo, la mayoría de los ciudadanos entrevistados considera que existe desigualdad entre la influencia que ejerce cada Estado. En concreto, para nueve de cada diez andaluces Alemania es el país con mayor influencia en la UE, seguido a gran distancia por Francia, con el 35,8%, e Inglaterra, con el 14,6%.

Respecto al peso que pueda ejercer Andalucía, el 40% de los andaluces se manifiesta “en desacuerdo” y “muy en desacuerdo” con que la Comunidad Autónoma andaluza tenga influencia en las decisiones de la Unión Europea, mientras que otro 32% opta por no posicionarse. Sólo el 10% se manifiesta “de acuerdo” o “muy de acuerdo”. Para uno de cada tres entrevistados los intereses de Andalucía y de España no son tenidos en cuenta en la Unión Europea. 

La población andaluza en situación de desempleo es la que mayor nivel de desacuerdo expresa en este sentido. Igualmente, se aprecian diferencias significativas en cuanto a la ubicación ideológica, de tal forma que los ciudadanos de izquierda son más escépticos en sus opiniones que quienes se sitúan en la derecha. 

En cuanto a la orientación ideológica, las políticas desarrolladas por la Unión Europea son consideradas en términos generales por los andaluces de derecha con una media de 7,24 puntos en una escala en la que 0 representa la izquierda y 10 la derecha. El Gobierno central obtiene una media ligeramente superior de 7,67 puntos, mientras que el Gobierno autonómico obtiene una media de 5, 05, situándose en el centro ideológico.

Crisis económica

El 73% de los ciudadanos consultados cree que las políticas de la Unión Europea benefician a las regiones más ricas, frente a una minoría del 12% que opina que contribuyen a disminuir las desigualdades entre los Estados miembros. Pese a ello, un 46% reconoce que pertenecer a la Unión Europea ha supuesto una ayuda a nuestro país para hacer frente a la crisis económica y financiera. Sólo tres de cada diez andaluces opinan que no ha beneficiado.

Son los entrevistados con mayor nivel de ingresos o los que se sitúan en posiciones ideológicas de derecha quienes tienen una opinión más favorable sobre las políticas de la Unión Europea como medio de redistribución y ayuda a los Estados que lo necesitan y quienes apoyan más firmemente que la pertenencia a la Unión Europea haya ayudado a hacer frente a la crisis económica.

Respecto a la moneda única, el 86% de los andaluces consultados cree “poco probable” o “nada probable” que la crisis económica sufrida en los últimos años pueda poner fin al Euro. Tan sólo el 1% de la población consideraría probable este hecho.


Fundación Pública Andaluza Centro de Estudios AndalucesC/Bailén, 50. 41001.Sevilla Tlf:955 055 210 - Fax:955 055 211